lunes, 4 de julio de 2011

El calcetín Serafín

*ruido de teclas del ordenador desde el cuarto de mi hermano*
Marta: Vaya, mira como escribe Jose manuel en el portatil...
Mamá: Sí, es que dice que está escribiendo una historia.
Marta: ...
Mamá: ¿Te imaginas que los dos publicáis y os hacéis escritores?
Marta: Más vale que no. Si él llega a tener más talento que yo, no tendré más remedio que suicidarme trágicamente.
Mamá: ¿No sería bonito? Dos hijos escritores.
Marta: De pequeños elegimos lo que queríamos ser y él quiere ser matemático, que estudie y busque teoremas, esto es intrusismo.
Mamá: Bueno, si tuviese él más éxito, tú podrías ilustrárselos
Marta: NO QUIERO ILUSTRÁRSELOS ¬¬ *visiblemente cabreada*
Jose Manuel (que sale del cuarto): Sí, el Calamar Baltasar ¿no te gustaría, Marta? O el calcetín serafín.



Y la opción del suicidio dramático tomó más consistencia. Aunque aún puedo incitarlo a las drogas, el alcohol y las prostitutas... pero me podría salir mal, mirad a Baudelaire.

6 comentarios:

Noeh-chan dijo...

Me ha matado lo del "calamar Baltasar" xDDDDDDDDD Es un buen título para una historia xD

Aprendiz de Asklepios dijo...

¿Seguro que no quieres ilustrar al Calcetín Serafín? A veces pienso que deberiais grabaros en vuestra casa y hacer una serie en plan: Cosas de Casa.

A lo que grabes le introduces unas risas en lata y listo XD

SemielfaMish dijo...

XDDDD

Carlos Javier Eguren Hernández dijo...

Dile que se abra un blog para colgar las aventuras del Calcetín Serafín, que seguro que molan un copón.

Y tu serás como la hermana de Mozart, frustradísima y olvidada. Una pena, oiga.

A ver si te hace espabilar el odio fraterno y te pones a escribir más sí o sí.

Un saludo =)

Anteo dijo...

xDDDD Aunque no me eligió a mi, ¬¬, me encanta tu madre xD

+1 a lo del odio fraterno.

Cosonezro dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.