lunes, 31 de enero de 2011

Shake the disease

No tengo tiempo para mi en absoluto estos días. Salgo del aulario, como, vuelvo a entrar y a estudiar. Acabo de salir del examen de teoría de la literatura y lo cierto es que no ha ido tan desastroso como cabría esperar. Sí, seguramente pende de un hilo, pero espero que caiga del lado adecuado, porque no tendría fuerzas para estudiar de nuevo la asignatura más fea que ha dado la tierra. Claro que ahora toca lingüística, que tampoco es demasiado agraciada.
Además, se me ha incrustado Depeche Mode en la cabeza.

No hay comentarios: