miércoles, 5 de enero de 2011

"Me encanta el olor de pintura por la mañana"

Once de la mañana en mi casa. Una se ha acostado hace dos horas frustrada perdida porque el SAI no me coge la presión de la tableta, y por lo general, se hallaría por ahí en un limbo onírico. Pero hoy no.
Mamá: ¡Marta, arriba, que tenemos que pintar la casa!
Yo: ... (me vuelvo a dormir durante 5 minutos)
Mamá: (insiste) Vamos, que tenemos que empezar pronto, si no anochecerá antes de que terminemos.
yo: Mamá, por Dios, que me he acostado a las 8...
Mamá: Ayer te dije que ibamos a madrugar.
Yo: pero creí que era una broma, tú, madrugando en vacaciones...
(Me maldice)
Me vuelvo a dormir mientras la escucho protestar y empiezo a soñar que pinto las paredes de mi casa mentalmente con photoshop.
Entonces llega la fase del chantaje emocional y al fin me levanto.
Ahí empieza el verdadero infierno. Al principio te da reparo mancharte la ropa, pero cuando ves que las mangas del jersey se han vuelto completamente amarillas ya recoges las gotas que gotean de la brocha y las untas con la mano en la pared.

Combinar actividades que suponen un esfuerzo físico con el asunto familiar es una mala idea, más si mi hermano me lleva poniendo motes desde que entré por el portal. lo último que le ha dado por decirme es Mojo Jojo. Sí, como el mono de las supernenas. El por qué escapa a mi entendimiento, lo peor es que ha ido derivando, y cuando mientras pintaba la parte superior de la puerta de mi cuarto me dijo "Molto mojo di la casa di Jojo" con acento italiano empecé a preocuparme. Es una batalla perdida, mi madre también se echó a reír. Tendré que contraatacar con otro mote.
Hemos movido hoy muebles que no habían visto al luz en eones. Al mover la estantería, por un momento sólo se veía una franaja oscura, siniestra, casi Lovecraftiana. Parecía que en cualquier momento asomaría una criatura abisal. Y casi. Con todas las pelusas de allá adentro se podría haber formado un primigenio...
Y me gustaría decir que me libré y podré volver a pasarme el día vageando... pero mañana toca pintar mi cuarto.

4 comentarios:

SemielfaMish dijo...

Ay, esos encantadores hermanos... XD
Oye, lo práctico que sería poder pintar la casa con el Photoshop o_O
Ah, mi tortuga preferida era Michel Angelo (¿lo he escrito bien?)

Isabel dijo...

Tú tb te reiste...
Mala uva con gracia, mala combinacion, y tenemos un experto en casa

Misery dijo...

Creo que sí... ¿O iba junto? Bueno, sea como sea, se entiende xD
Y sí, los hermanos son...especiales.

mesunazi dijo...

Thanks for an idea, you sparked at thought from a angle I hadn’t given thoguht to yet. Now lets see if I can do something with it.

clomid